Carrera 4 # 4 - 63 Barrio San Antonio Cali - Colombia PBX: (572) 5240916 comunicacionescv@camacolvalle.org.co
Ley De Vivienda

Ley de vivienda segura, más calidad y seguridad para los colombianos: Camacol

Al fortalecer aspectos preventivos en la actividad edificadora se consolida la calidad en cada etapa del proceso, brindando una mayor confianza a los compradores de vivienda.

La Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol)  encuentra ampliamente conveniente la nueva Ley de Vivienda Segura -sancionada por el Presidente de la República, Juan Manuel Santos-, que tiene el objetivo de fortalecer la calidad en los procesos de construcción de las edificaciones.

“Si bien los constructores formales han estado firmemente comprometidos con la calidad, le apuestan a la implementación de nuevos elementos que permitan el mejoramiento continuo de los procesos en las diferentes etapas de un proyecto.  Por eso, desde su concepción hemos acompañado el Proyecto de Ley Vivienda Segura liderado por  el Gobierno Nacional, teniendo en cuenta que su propósito esencial ha sido incorporar al ordenamiento jurídico algunas medidas que permiten incrementar los estándares de calidad y asegurar la eficiencia, idoneidad y calidad  de los bienes después de la entrega, brindando garantía, confianza  y seguridad al comprador de vivienda”, señala la presidente de ejecutiva de Camacol, Sandra Forero Ramírez.

Explica que el instrumento legislativo es un logro importante teniendo en cuenta que incluye aspectos valiosos en dos grandes frentes: planeación y proceso constructivo. Además de una gran novedad: el  certificado que expide el supervisor en el que garantiza que el inmueble cumple con todas las normas sismo resistentes y técnicas, debe ser  protocolizado en la escritura pública de transferencia como garantía de cumplimiento y calidad, lo cual se constituye en una información valiosa para el comprador.

“Al robustecer aspectos como la revisión de diseños y supervisión técnica de las edificaciones, y el régimen disciplinario y la vigilancia de los curadores urbanos, el sector edificador consolida la calidad de los procesos, brinda una mayor confianza a los compradores de vivienda y se hace efectivo el principio de corresponsabilidad entre los agentes tanto públicos como privados que intervienen en el proceso; donde todos deben ejercer en las mejores condiciones el rol que les corresponde: los privados en producir bienes de calidad y responder cuando a ello hubiere lugar, y los públicos en adelantar con oportunidad, eficiencia y diligencia su labor de expedición de permisos de construcción, y de vigilancia y control”, puntualiza la Ejecutiva de Camacol.

X