skip to Main Content
Calle 26N #6AN- 26 Barrio Santa Mónica Cali - Colombia PBX: (572) 4850002 comunicacionescv@camacolvalle.org.co
El ‘leasing’ Habitacional, Con Fuerza En Agenda De Los Constructores

El ‘leasing’ habitacional, con fuerza en agenda de los constructores

Fuente: El Tiempo – 20/marzo/2018

Como mecanismo de financiación, hay ideas para incentivar inversión en vivienda de interés social.

De nuevo, el leasing habitacional y la idea de que los constructores desarrollen proyectos de vivienda para alquilar estuvo sobre la mesa durante el foro de la actividad edificadora organizado esta semana por la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), en Bogotá, al cual invitaron a los candidatos a la Presidencia.

Al encuentro asistieron Germán Vargas Lleras, de Cambio Radical, e Iván Duque, del Centro Democrático, quienes coincidieron en la necesidad de fortalecer esta figura, cuyas operaciones tuvieron un buen desempeño en noviembre pasado para los interesados en comprar vivienda de segmentos diferentes al social (no VIS), tanto en los créditos en pesos como en aquellos en Unidad de Valor Real (UVR); caso contrario fue el de la oferta social, donde aún no hay un impacto de esta figura, según las cifras de la Superintendencia Financiera.

Es en este rango, precisamente, donde se ha evaluado la posibilidad de implementar el leasing habitacional. Sin embargo, temas como la restitución de los inmuebles –que aún es demorado en el país– ha dilatado la decisión de utilizarlo, especialmente para incentivar los créditos de la oferta VIS.

Al respecto, Vargas Lleras dijo que este mecanismo, con o sin opción de compra, también está en su agenda. “Infortunadamente, a las fallas en la restitución se han sumado problemas con las pólizas para cubrir los arrendamientos. Por eso, tocaría evaluar las opciones”.

Duque, por su parte, destacó que algo se ha hecho con el alquiler con opción de compra, aunque “limitado a un prestador del servicio: el Fondo Nacional del Ahorro (FNA). Sugiero, por lo tanto, más participación de la banca comercial”, anotó. Para entender su alcance, EL TIEMPO consultó a varios analistas quienes destacaron el hecho de que, de nuevo, se esté analizando este mecanismo de inversión.

Sobre el caso del FNA, su presidente, Helmuth Barros, recordó que, efectivamente, el programa Ahorra Tu Arriendo maneja el leasing habitacional, con el objetivo de financiar hasta el ciento por ciento de la vivienda nueva para los afiliados con cesantías y cuenta de ahorro voluntario; incluso, si es usada lo hace con el 95 por ciento.

La segunda modalidad, que ahora vincula a los interesados, fue implementada luego de analizar los resultados de la iniciativa por cesantías, que, hasta la fecha y desde su lanzamiento en septiembre del 2017, ha radicado 7.854 solicitudes y emitido 4.206 aprobaciones por un valor de 533.825 millones de pesos.

Hay una diferencia
Por su parte, la Presidenta de Camacol prefiere hacer una diferenciación entre el leasing (un mecanismo de financiación similar al del crédito hipotecario, donde solamente cambian algunas condiciones relacionadas con la titularidad, plazos y liquidación) y el modelo de arriendo con opción de compra.

Recordó que “desde Camacol se ha trabajado una propuesta que consiste en incorporar el arrendamiento como un instrumento formal de acceso a la vivienda en Colombia, como una gran oportunidad para fortalecer la política de vivienda, atender las necesidades habitacionales y canalizar inversión inmobiliaria. De hecho, en la actualidad ese mercado mueve inversiones por 24 billones de pesos anuales”.

En ese sentido, explicó Forero, los esquemas de arrendamiento que se definan deben contemplar la posibilidad de que sean con o sin opción de compra, que contemplen un subsidio para la población de menores ingresos, y que los contratos cuenten con un marco legal y procesos de restitución efectivos que minimicen el riesgo a la inversión.

“Los empresarios del sector están listos para ampliar sus modelos de negocio, desde los tradicionales mecanismos de edificar para vender, hacia esquemas para arrendar, vinculando nuevas fuentes de inversión (fondos de capital privado y fondos de inversión colectiva, entre otros) y nuevos actores especializados en la gestión y operación de activos inmobiliarios”, reveló la dirigente gremial.

La figura tiene varias ventajas
Según María Clara Luque, presidenta de la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz (Fedelonjas), una de las ventajas del mecanismo es que la cuota inicial puede ser más baja que con la compra directa por dos razones: de una parte, se financia hasta el 80 por ciento, es decir, la cuota inicial es del 20 por ciento mientras que en la compra tradicional es del 30 por ciento.

“Además, la persona puede pagarla en dos partes: la mitad al iniciar el leasing y la otra, al finalizar los 5, 20 o hasta 30 años. Tampoco necesita cubrir los costos de escrituración al inicio, pues se pagan al final cuando quede en firme la compra (varios años después)”, dijo la directiva, quien agregó que no se requiere ni una cuota inicial tan alta ni los gastos fuertes, que son el mayor impedimento al comprar vivienda. Incluso, las tasas son menores a las de un crédito tradicional.

Mejoró ánimo para comprar
En febrero, el indicador de Fedesarrollo sobre la disposición a comprar vivienda se ubicó en un balance de 12 %, lo que equivale a un alza de 10,7 puntos porcentuales respecto a enero, y a un aumento de 23,8 puntos con relación a febrero de 2017.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top
X